miércoles, junio 10, 2009

Lealtad

Hay quienes dicen que Job es un ejemplo de paciencia. No estoy muy seguro de ello. Me parece que la virtud en la que él destacó enormemente no fue la paciencia, sino la lealtad. Amaba a Dios y aunque se dio cuenta, cuando llegó la desgracia, que Dios estaba detrás, se mantuvo fiel.

Comenzaré por la definición. Según el diccionario de la Real Academia Española:

Lealtad = Cumplimiento de lo que exigen las leyes de la fidelidad y las del honor y hombría de bien.

No puedo reclamar, porque no soy erudito (Editor, ¡abstente de comentarios!), pero esta definición deja mucho que desear. Aunque requiriera un poco más de espacio, yo pondría la historia de Job para que la gente comprendiera a plenitud lo que es lealtad.

Permítanme repasar lo que le ocurrió a Job (Job 1). Job era un hombre rico, casado con 10 hijos, 7 varones y 3 mujeres. Amaba y respetaba a Dios porque todos los días, a su manera, oraba y dedicaba sacrificios. Para evitar que las costumbres de la época se interpongan en la imaginación y eviten la identificación con su persona, voy a parafrasear el relato como si hubiera ocurrido el día de hoy, con el entorno del siglo 21.

Un buen día, mientras todos sus hijos estaban en una fiesta organizada por el hermano mayor, Job recibió la visita de 3 mensajeros. El primero le dijo: “Llegaron asaltantes a la empresa donde está su negocio, Señor, se llevaron todo el dinero de la caja, la mayoría de la mercancía y le prendieron fuego. Todo lo que no se llevaron, se arruinó”. (Editor: ¿Y el seguro? En el siglo 21 hay seguros. Autor: Digamos que olvidaron de renovar la póliza). Inmediatamente después el segundo le dijo: “Cuando todas las camionetas repartidoras de su negocio venían de regreso por la carretera, quedaron atrapadas en medio de una tormenta eléctrica. Todas atrajeron rayos y quedaron calcinadas e inservibles”. (Editor: ¿Y la póliza?) Inmediatamente después el tercero le dijo: “El cobrador de su empresa fue interceptado por asaltantes, robado y asesinado. Toda la cobranza del mes se perdió.” Apenas estaba respirando Job cuando llegó un cuarto mensajero diciendo: “Tembló en la ciudad donde vive su hijo mayor. La casa de su hijo se derrumbó y atrapó a todos sus hijos e hijas. Todos murieron.”

En un pequeño lapso de quizás 5 minutos, Job se enteraba de que había pasado de ser rico, con familia numerosa, a ser pobre, sin recursos y, lo peor, había perdido a sus hijos. ¿Qué pasaría por mi mente en caso de recibir sólo una, la menos mala de tales noticias? No que yo sea rico, pero perder mi auto o ser despedido de mi empleo, iniciaría un ciclo de enojo, depresión y estrés difícil de describir. ¿Perder un hijo? Me resisto siquiera a imaginarlo.

¿Qué haría usted?

¿Qué hizo Job? En un desplante de lealtad inigualable, porque sabía que Dios es todopoderoso y que si le había ocurrido algo así, es porque Él lo había permitido, se postró en el suelo y pronunció una de las más célebres frases en la Biblia:

Lo que dice la Biblia:
Entonces dijo:
"Desnudo salí del vientre de mi madre,
y desnudo he de partir.
El Señor ha dado; el Señor ha quitado.
¡Bendito sea el nombre del Señor!"
(Job 1:21)

Eso es lealtad y es lo que debería estar bajo su definición en el diccionario. Eso es, según la Real Academia, “hombría de bien.”

Al final del libro, Job fue recompensado por su lealtad, pero no deseo que en esta ocasión ese sea el mensaje, sino deseo detenerme en el momento en que a pesar de su tragedia, Job fue leal. Cuando pronunció sus famosas palabras, Job no sabía lo que iba a ocurrir 40 capítulos después. No dudo que cueste mucho trabajo bendecir a Dios en medio de los problemas, pero dada la incapacidad humana para comprender Sus caminos, lo mejor que se puede hacer es precisamente eso, postrarse y exclamar:

“¡Bendito sea el nombre del Señor!”

9 comentarios:

Anónimo dijo...

pues es tuvo bien tu explicacion sobre la lealtad, me facino; pero como que le falto un poco para la conclucion. pero fue edeficante tu aporte sobre la lealtad...gacias eh!
se te agradece por el porte

DIOS te bendiga

Anónimo dijo...

A mí me pareció excelente la exlicación de lealtad y sobre todo , la historia de lo que podría ser en el siglo 21. De esta forma, las personas se pueden identificar mejor. Para efectso de un estudio sería bueno contar la historia real y luego presentar la analogía de lo que sería actualmente...... Gracias!!

Anónimo dijo...

GRACIAS POR LA MANERA EN QUE SE DESARROLO ESTE TEMA, JOB ES UNO DE LOS MEJORES EJEMPLOS DE LEALTAD Y FIDELIDAD A DIOS, ES UNA DE LAS PROMESAS QUE NOS A DADO DIOS ATRAVES DE SU PALABRA, SER FIEL HASTA LA MUERTE Y YO TE DARE LA CORONA DE LA VIDA.. GRACIAS DTB.

Anónimo dijo...

Y la Lealtad a los demás dónde está?. La Biblia sólo enseña la lealtad para con el Señor, y entre los hombres dónde la puedo encontrar...?. Debemos ser leáles entre nosotros...?

Anónimo dijo...

Yo he pasado por situaciones muy difíciles aunque desde hace 11 años que recibí al sr. jesucristo lo he alabado y exaltado. ¿y sabes? bendecir a Dios en una situación como la de Job no es fácil y mucho menos serle fiel con nuestra actitud. pero hoy doy gracias a Dios por lo que nos has compartido. porque perderlo todo cuando he alabado a Dios en todo momento, cuando estaba en una posición de honor y hoy ese honor no está. mi corazón se dolió tremendamente pero mi sr. Jesucristo me dijo "YO PASE VERGUENZA POR TI Y TU ¿PASARIAS ESTA VERGUENZA POR MI?".DIOS ME HA ESTADO HABLANDO EXACTAMENTE que él está detras de todo esto, y que mis ojos están siendo alumbrados. HOY VER LO QUE DIOS TE HA REVELADO ME HA CONFIRMADO QUE MI SR. QUIERE QUE SIGA ADELANTE SIGUIENDOLO A EL, VIENDOLO A EL, CONFIANDO EN EL. y creo que es lo mas sabio. Mi amado Padre me dijo: "EL HOMBRE MISERICORDIOSO DA BIEN A SU ALMA" Y CREO QUE VOY A CAMINAR POR AHI, LE PEDIRE A DIOS QUE HAGA DE MÍ UNA PERSONA MISERICORDIOSA. GRACIAS POR COMPARTIRNOS LO QUE DIOS PUSO EN TU CORAZON. QUE DIOS TE BENDIGA SOBREABUNDANTEMENTE.

Anónimo dijo...

Yo he pasado por situaciones muy difíciles aunque desde hace 11 años que recibí al sr. jesucristo lo he alabado y exaltado. ¿y sabes? bendecir a Dios en una situación como la de Job no es fácil y mucho menos serle fiel con nuestra actitud. pero hoy doy gracias a Dios por lo que nos has compartido. porque perderlo todo cuando he alabado a Dios en todo momento, cuando estaba en una posición de honor y hoy ese honor no está. mi corazón se dolió tremendamente pero mi sr. Jesucristo me dijo "YO PASE VERGUENZA POR TI Y TU ¿PASARIAS ESTA VERGUENZA POR MI?".DIOS ME HA ESTADO HABLANDO EXACTAMENTE que él está detras de todo esto, y que mis ojos están siendo alumbrados. HOY VER LO QUE DIOS TE HA REVELADO ME HA CONFIRMADO QUE MI SR. QUIERE QUE SIGA ADELANTE SIGUIENDOLO A EL, VIENDOLO A EL, CONFIANDO EN EL. y creo que es lo mas sabio. Mi amado Padre me dijo: "EL HOMBRE MISERICORDIOSO DA BIEN A SU ALMA" Y CREO QUE VOY A CAMINAR POR AHI, LE PEDIRE A DIOS QUE HAGA DE MÍ UNA PERSONA MISERICORDIOSA. GRACIAS POR COMPARTIRNOS LO QUE DIOS PUSO EN TU CORAZON. QUE DIOS TE BENDIGA SOBREABUNDANTEMENTE.

Anónimo dijo...

Hola!
muchas gracias por tu explicacion, esta muy buena relacionandola con la actualidad, sobre todo resaltando esa frace de job q hay veces a muchos se nos olvida. Sigue con tus explicaciones q nos ayuda mucho dios te bendiga a todos lo q te rodean y a tu familia amigo y hermano. gracias!

Amiga incondicional dijo...

Excelente mensaje......lealtad es sin duda algo que nos cuesta tener cuando pasamos dificultades, solo si mantenemos una relaciòn constante con Dios asì o mas de la que tuvo Job podemos hacer lo correcto...es lindo que Dios sea leal con nosotros ...eso nunca cambiarà..que tal si nosotros tambièn nos esforzamos por ser recìprocos con èl....Bendiciones a todos...adelante en el camino de nuestro Dios..

Guimel Bayardo Perez Arauz dijo...

Gracias por la explicación está bastante bien, me sirvió mucho para una tarea que tenía que hacer sobre esta palabra. Muchas Gracias. Que Dios te bendiga. Bendiciones.